Definición del indicador DeMarker

Qué es el indicador DeMarker?

El indicador DeMarker (o DeMark), también conocido por la abreviatura „DeM”, es una herramienta de análisis técnico que compara los precios máximos y mínimos más recientes con el precio equivalente del periodo anterior para medir la demanda del activo subyacente. A partir de esta comparación, pretende evaluar la tendencia direccional del mercado.

Pertenece a la familia de indicadores técnicos de los osciladores y se basa en los principios promovidos por el analista técnico Thomas DeMark.

Puntos clave

  • El indicador DeMarker (DeM) es una herramienta utilizada por los operadores técnicos para calcular los puntos de entrada y salida del mercado.
  • Es un oscilador que pretende predecir la acción del precio a corto plazo basándose en los cambios en los máximos y mínimos intradiarios.
  • Aunque el período de tiempo típico para el análisis de DeM es de 14 días, puede utilizarse con cualquier marco temporal, pero se suavizará en intervalos más largos.
  • nvestigaciones empíricas recientes que prueban las estrategias DeM sugieren que no funcionan como se anuncia, al menos en el contexto de los mercados de materias primas.

Cómo entender el indicador DeMarker

El indicador DeMarker ayuda a los operadores a determinar cuándo entrar en un mercado, o cuándo comprar o vender un activo, para aprovechar las probables tendencias inminentes de los precios. Se considera un indicador „adelantado” porque señala un cambio inminente en la tendencia de los precios. Este indicador se utiliza a menudo en combinación con otras señales y generalmente se utiliza para determinar el agotamiento de los precios, identificar los máximos y mínimos del mercado y evaluar los niveles de riesgo. Aunque el indicador DeMarker se creó originalmente pensando en barras de precios diarias, puede aplicarse a cualquier marco temporal, ya que se basa en datos de precios relativos.

A diferencia del Índice de Fuerza Relativa (RSI), que es quizás el oscilador más conocido, el indicador DeMarker se centra en los máximos y mínimos intraperiodísticos en lugar de en los niveles de cierre. Una de sus principales ventajas es que, al igual que el RSI, es menos propenso a distorsiones como las que se observan en indicadores como la Tasa de Cambio (ROC), en la que los movimientos erráticos de los precios al inicio de la ventana de análisis pueden causar cambios repentinos en la línea de impulso, incluso si el precio actual apenas ha cambiado.

Estrategia de negociación del indicador DeMarker

El indicador DeMarker está compuesto por una única curva fluctuante y no utiliza datos suavizados. El periodo de tiempo por defecto para el cálculo del indicador es de 14 periodos, y a medida que el número de periodos aumenta, la curva del indicador se vuelve más suave. A la inversa, la curva se vuelve más sensible con un número menor de períodos.

Este oscilador está acotado entre los valores cero y uno y tiene un valor base de 0.5, aunque algunas variantes del indicador tienen una escala de 100 a -100. El indicador suele tener líneas dibujadas tanto en el 0.30 y 0.70 valores como señales de advertencia de que un giro en los precios es inminente. Los valores que sobrepasan cualquiera de los dos límites se consideran más arriesgados y volátiles, mientras que los que están dentro se consideran de bajo riesgo. Generalmente, los valores superiores a 0.60 son indicativos de una menor volatilidad y riesgo, mientras que una lectura por debajo de 0.40 es una señal de que el riesgo está aumentando. Es probable que las condiciones de sobrecompra y sobreventa sean inminentes cuando la curva cruce estas líneas límite.

La validez de los indicadores de DeMarker

Los indicadores DeMarker son una herramienta popular utilizada por los operadores técnicos para cronometrar el mercado, pero la justificación del uso de estos indicadores no está del todo clara, y la elección de sus parámetros no suele estar motivada o respaldada por datos. En un estudio reciente se probaron varias estrategias DeM con datos del mercado de futuros de materias primas para comprobar si eran herramientas válidas para cronometrar el mercado. La primera conclusión de esta investigación es que el número de señales que producen los indicadores DeM es pequeño y rara vez se producen. En comparación con una simple estrategia de comprar y mantener, sus resultados muestran que, en la mayoría de los casos, hay un rango limitado de días de tenencia para los que los indicadores tienen poder predictivo.

Aunque el DeM se anuncia como un método para cronometrar los cambios de tendencia, en varios casos, los grandes movimientos de precios que siguieron a una señal mantuvieron la dirección de la tendencia existente. Según los autores del artículo, "estos resultados contradicen el diseño del indicador y dificultan la comprensión de la lógica económica que lo sustenta, que se supone obvia."

Por ello, el indicador DeM no debe utilizarse por sí solo y puede ser más eficaz en combinación con otros indicadores técnicos para confirmar o refutar las señales que genera.

Nuestro equipo exige a los redactores que utilicen fuentes primarias para respaldar su trabajo. Estos incluyen libros blancos, datos gubernamentales, informes originales y entrevistas con expertos del sector. También hacemos referencia a la investigación original de otros editores de renombre cuando es necesario. Puede obtener más información sobre las normas que seguimos para producir contenidos precisos e imparciales en nuestro
política editorial.

  1. https://papers.ssrn.com/sol3/papers.cfm?abstract_id=2696155

Dodaj komentarz