Definición de swap de fijación de tipos diferidos

Qué es un swap de fijación de tipos diferidos?

El término swap de fijación de tipos diferidos se refiere a un tipo de contrato de derivados que comienza inmediatamente pero cuyo cupón se fija en una fecha futura. Un swap de fijación de tipos diferidos es un tipo de swap de tipos de interés que se centra en el diferencial que las partes del acuerdo pueden esperar. Cuando los operadores ejecutan un swap de fijación de tipos diferidos, acuerdan intercambiar flujos de efectivo o activos, pero sólo en una fecha fija en el futuro. El diferencial suele basarse en un tipo de interés de referencia.

Puntos clave

  • Un swap de fijación de tipos diferidos es un contrato de derivados que comienza inmediatamente pero cuyo cupón se fija en una fecha futura.
  • Es un tipo de swap de tipos de interés que se centra en el diferencial acordado por las contrapartes.
  • Ambas partes acuerdan intercambiar flujos de caja o activos en una fecha fija en el futuro.
  • Estos swaps añaden un riesgo adicional (en comparación con los swaps de tipos tradicionales) porque las contrapartes contratan un tipo de interés futuro.
  • Los swaps de fijación diferida de tipos ofrecen a los operadores ciertas ventajas, como la liquidez inmediata y futura.

Cómo funciona un swap de fijación de tipos diferidos

Un swap es un acuerdo extrabursátil en el que participan dos partes. Ambos acuerdan intercambiar flujos de efectivo durante un determinado periodo de tiempo. Utilizan una variable, como los tipos de interés, los precios de las materias primas o las acciones, o los tipos de cambio, al inicio del contrato. Existen muchos tipos de swaps, como los de tipos de interés, los de divisas, los de cupón cero y los de materias primas.

Un swap de fijación de tipos diferidos es un tipo de swap de tipos de interés. Este tipo de swap también se denomina swap de fijación de tipos diferidos o swap a plazo. Implica el uso de un swap de tipos fijos por flotantes. Uno se basa en un tipo de interés fijo, mientras que el otro se basa en un tipo flotante. El diferencial o diferencia entre ambos se determina en el momento en que se inicia el swap. Pero los tipos reales no se fijan hasta una fecha posterior.

Por ejemplo, el diferencial de un swap de fijación de tipos diferidos puede determinarse en 100 puntos básicos (o 1%) cuando se establece el contrato. Unos días después de que las partes suscriban el swap, las contrapartes pueden definir posteriormente el tipo de interés variable como el London Interbank Offered Rate (LIBOR) + 1%.

La mayoría de los swaps de fijación de tipos con retraso comienzan poco después de que se determinen los términos del diferencial. Una vez fijados los tipos de interés del swap, éste actúa como un swap de tipos de interés normal. Pero la única diferencia con respecto a un swap de tipos de interés normal es que un swap de fijación diferida de tipos añade un elemento adicional de riesgo, ya que ambas partes han contratado un tipo que se fijará en un momento futuro.

El tipo de interés de referencia, en el que cada parte se centra como diferencial, proporciona a ambas partes una aproximación.

Consideraciones especiales

Los swaps de tipos de interés son acuerdos de contratos financieros que se intercambian entre inversores institucionales. Los swaps pueden cotizarse en bolsas de comercio institucionales o negociarse directamente entre dos partes.

Los swaps de tipos de interés son una forma de gestión del riesgo. Por ello, permiten a las entidades intercambiar obligaciones a tipo fijo por flujos de caja a tipo variable o viceversa. En un swap de tipos de interés estándar, las dos partes de la transacción suelen incluir un tipo variable y un tipo fijo. Ambas partes tienen la oportunidad de especular sobre su visión del entorno de los tipos de interés.

La contraparte de tipo fijo se compromete a pagar un tipo de interés fijo sobre una cantidad determinada a cambio de recibir un tipo variable. La contraparte de tipo fijo generalmente cree que las perspectivas de los tipos están aumentando y busca bloquear un pago de tipo fijo a cambio de un tipo flotante potencialmente creciente que creará beneficios a partir del diferencial de flujo de caja.

Una contraparte de tipo flotante opina lo contrario y cree que los tipos bajarán. Si los tipos de interés bajan, tiene la ventaja de pagar un tipo de interés más bajo que puede caer por debajo del tipo fijo, con el diferencial de flujo de caja a su favor.

Ventajas de los swaps de fijación de tipos diferidos

Un swap de fijación de tipos con retraso puede ser beneficioso por varias razones. Proporciona liquidez inmediata y futura y permite a las partes eliminar la volatilidad de sus balances. También es beneficioso cuando la contraparte considera que el diferencial ofrecido es favorable a las condiciones del mercado.

Supongamos que dos contrapartes acuerdan unas condiciones de tipo fijo y variable basadas en el Tesoro a un año más 50 puntos básicos. El diferencial entre los tipos fijos y flotantes es cero, mientras que el tipo básico real se establece cuando el swap comienza en el futuro.

El pagador de la tasa fija cree que esta tasa será favorable al inicio del contrato. También creen que los tipos subirán con los flujos de caja a tipo flotante proporcionando un beneficio. Como es habitual en las posiciones de swap, la contraparte de tipo flotante cree que los tipos bajarán a su favor.

Dodaj komentarz