Definición de la Deducción de Dividendos Recibidos (DRD)

Qué es la Deducción de Dividendos Recibidos (DRD)?

La deducción por dividendos recibidos (DRD) es una deducción fiscal federal en Estados Unidos que se otorga a ciertas corporaciones que obtienen dividendos de entidades relacionadas. El importe del dividendo que una empresa puede deducir de su impuesto sobre la renta está vinculado a cuánta propiedad tiene la empresa en la compañía que paga los dividendos. Sin embargo, hay criterios que las empresas deben cumplir para poder optar a la deducción por dividendos recibidos (DRD).

Puntos clave

  • La deducción por dividendos recibidos (DRD) se aplica a determinadas sociedades que reciben dividendos de entidades vinculadas y alivia las posibles consecuencias de la triple imposición.
  • Existen diferentes niveles de deducciones posibles, que van desde una deducción del 50% del dividendo recibido hasta una deducción del 100%. 
  • Hay varias reglas que los accionistas corporativos deben seguir para tener derecho a la DRD.
  • Por ejemplo, las sociedades no pueden deducir los dividendos recibidos de un fondo de inversión inmobiliaria (REIT) o los dividendos de plusvalía recibidos de una sociedad de inversión regulada.
  • Los dividendos recibidos de empresas nacionales tienen normas de deducción diferentes a las de las empresas extranjeras.

Cómo funciona la Deducción de Dividendos Recibidos (DRD)

La deducción de los dividendos recibidos permite a una empresa que recibe un dividendo de otra empresa deducir ese dividendo de sus ingresos y reducir su impuesto sobre la renta en consecuencia. Sin embargo, se aplican varias normas técnicas que deben seguirse para que los accionistas de la empresa tengan derecho al DRD. La cantidad de DRD que una empresa puede reclamar depende de su porcentaje de participación en la empresa que paga el dividendo.

La Tax Cuts and Jobs Act (TCJA) introdujo importantes cambios en la tributación de las sociedades, entre ellos la reducción de los porcentajes de DRD para los dividendos recibidos de sociedades nacionales. En los ejercicios fiscales que comiencen después de diciembre. A 31 de diciembre de 2017, si la sociedad que recibe el dividendo posee menos del 20% de la sociedad que lo distribuye, la sociedad receptora puede deducir (dentro de ciertos límites) el 50% de los dividendos recibidos. Con ciertos límites, la sociedad receptora puede deducir el 65% de los dividendos recibidos si posee el 20% o más de las acciones de la sociedad distribuidora. Sin embargo, el límite de deducción del 50% o del 65% no se aplica si una sociedad tiene una pérdida neta de explotación (NOL) para el ejercicio fiscal en cuestión.

La deducción recibida busca paliar las posibles consecuencias de la triple imposición. La triple imposición se produce cuando la misma renta se grava en manos de la empresa que paga el dividendo, luego en manos de la empresa que recibe el dividendo, y de nuevo cuando el accionista final recibe, a su vez, un dividendo.

Las sociedades de inversión de pequeñas empresas pueden deducir el 100% de los dividendos que reciben de sociedades nacionales sujetas a impuestos.

Consideraciones especiales

Ciertos tipos de dividendos están excluidos del DRD y las empresas no pueden reclamar una deducción por ellos. Por ejemplo, las empresas no pueden deducir los dividendos recibidos de un fondo de inversión inmobiliaria (REIT). Si la empresa que distribuye los dividendos está exenta de impuestos en virtud de la sección 501 o 521 del Código de Impuestos Internos para el ejercicio fiscal de la distribución o el año anterior, la empresa receptora no puede deducir los dividendos recibidos. Una sociedad no puede deducir los dividendos de ganancias de capital recibidos de una sociedad de inversión regulada.

Los dividendos de las empresas extranjeras tienen normas de deducción diferentes a las de las empresas nacionales. En la mayoría de los casos, las sociedades pueden deducir el 100% de la parte de origen extranjero de los dividendos procedentes de sociedades extranjeras que posean el 10%. Las empresas deben mantener las acciones de la empresa extranjera durante al menos 365 días para tener derecho a la deducción.

Ejemplo de Deducción por Dividendos Recibidos (DRD)

Supongamos que ABC Inc. posee el 60% de su filial, DEF Inc. ABC tiene una renta imponible de 10.000 dólares y un dividendo de 9.000 dólares de DEF. Por lo tanto, tendría derecho a un DRD de 5.850 dólares, o el 65% de 9.000 dólares.

Tenga en cuenta que existen ciertas limitaciones en la deducción total por dividendos que una empresa puede reclamar. En algunos casos, la empresa tendrá que determinar si tiene una pérdida neta de explotación (NOL) calculando el DRD sin el límite del 50% o el 65% de la base imponible. Para más información, consulte la Publicación 542 del IRS o las instrucciones incluidas en el Formulario 1120, Anexo C (o el anexo correspondiente de su declaración de la renta).

Nuestro equipo exige a los escritores que utilicen fuentes primarias para apoyar su trabajo. Se trata de libros blancos, datos gubernamentales, informes originales y entrevistas con expertos del sector. También hacemos referencia a investigaciones originales de otras editoriales de renombre cuando es necesario. Puede obtener más información sobre las normas que seguimos para producir contenidos precisos e imparciales en nuestra
política editorial.

  1. Servicio de Impuestos Internos. "Publicación 542, Sociedades." Página 10. Accedido en noviembre. 15, 2020.

  2. Servicio de Impuestos Internos. "Publicación 542, Corporaciones." Página 11. Accedido en noviembre. 15, 2020.

Dodaj komentarz