Definición de auditoría continua

Qué es una auditoría continua?

Una auditoría continua es un proceso interno que examina las prácticas contables, los controles de riesgo, el cumplimiento, los sistemas de tecnología de la información y los procedimientos empresariales de forma continua. Las auditorías continuas suelen estar impulsadas por la tecnología y diseñadas para automatizar la comprobación de errores y la verificación de datos en tiempo real.

Un sistema impulsado por las auditorías continuas genera disparos de alarma que notifican las anomalías y los errores detectados por el sistema.

Puntos clave

  • La auditoría continua requiere la evaluación permanente de las prácticas contables y los controles de riesgo. 
  • Esta práctica de auditoría ayuda a evaluar continuamente la eficacia de los controles. 
  • Las auditorías continuas se utilizan más a menudo cuando se implantan nuevos procedimientos como forma de controlar su eficacia.

Entender las auditorías continuas

Un departamento de auditoría interna suele tener un calendario establecido para realizar su trabajo, ya sea mensual, trimestral, semestral o anual. Una persona o equipo dedica tiempo a cada área para recopilar información, revisar y analizar los datos, y publicar sus informes para la dirección y el comité de auditoría del Consejo de Administración. Las auditorías continuas se llevan a cabo a través de la tecnología, y estos mini-registros ayudan a los auditores internos entre sus auditorías formales programadas regularmente.

La auditoría continua no debe confundirse con la auditoría asistida por ordenador. En la auditoría asistida por ordenador, el auditor simplemente se ayuda de la tecnología, como las hojas de cálculo para completar una auditoría periódica. La auditoría asistida por ordenador está dirigida únicamente por el auditor, mientras que la auditoría continua está pensada para ejecutarse automáticamente a intervalos regulares ajustados.

Consideraciones especiales 

Muchas auditorías internas se realizan meses después de que se haya producido una actividad empresarial, pero este tipo de auditorías para determinados procesos son demasiado largas para que tengan un valor real. Las auditorías continuas se realizan para permitir la evaluación de riesgos y la comprobación de los controles con mayor frecuencia; se utilizan con mayor frecuencia cuando se aplica una nueva norma o procedimiento. El carácter continuo de la auditoría permite realizar evaluaciones más eficaces.

Ventajas y desventajas de las auditorías continuas

Una auditoría continua es beneficiosa para detectar actividades inusuales o no conformes en múltiples áreas de una empresa, y para garantizar que se siguen los procedimientos establecidos. Por ejemplo, en el departamento de cuentas por pagar, el sistema de auditoría continua podría impedir el envío de una cantidad no autorizada a un proveedor. En el departamento de contabilidad o jurídico, puede verificar que una presentación obligatoria a la Comisión de Valores y Bolsa (SEC) está preparada para ser enviada antes de una fecha límite.

La función de auditoría continua puede controlar si las redes informáticas de la empresa se han preparado para posibles ciberataques. Estas y otras tareas de la auditoría continua promueven la eficiencia en una organización y minimizan o eliminan por completo las violaciones de los procedimientos o procesos que podrían exponerla a una responsabilidad monetaria o legal. En particular, los inconvenientes de una auditoría continua son los costes iniciales de establecimiento y, quizás, una dependencia excesiva del sistema en algunas áreas de las operaciones de una empresa en las que sería necesaria la intervención humana.

Dodaj komentarz